¿Qué es el Trastorno Obsesivo Compulsivo y Cómo funciona?

El trastorno Obsesivo Compulsivo (en adelante, TOC) es un trastorno de ansiedad caracterizado por obsesiones o compulsiones que generan alternaciones importantes en la vida de la persona.

Las obsesiones pueden ser en forma de pensamientos, sentimientos, sensaciones o ideas fijas y recurrentes, las cuales son sentidas por la persona que las padece como impostas contra su voluntad, y le generan una gran ansiedad.

Entonces, la persona, para aliviar la ansiedad, generada por las obsesiones descritas arriba, la persona recurre a conductas -es decir, acciones- de forma repetitiva y rígida.

Estas compulsiones pueden ser encubiertas o manifiestas. Esto significa que pueden ser visibles a ojos de un observador externo o no. Por ejemplo, una compulsión manifiesta podría ser la conducta de mirar la hora constantemente. Una compulsión no manifiesta o encubierta podría ser el pensamiento de contar en silencio “por dentro”.

Hasta los años 60 el TOC era un problema considerado uno de los trastornos de ansiedad más limitante, y con poca garantía de éxito en el tratamiento. Afortunadamente, esto ha cambiado mucho, siendo ahora un problema al que se puede recurrir a tratamiento que han demostrado su eficacia empírica.

De manera sencilla, podríamos explicar que el Trastorno Obsesivo Compulsivo de la siguiente manera:

La persona entra en contacto con determinados estímulos o contexto. Este contexto le genera una situación de estrés, que es evaluado como negativa. Entonces, la persona trata de eliminar ese estrés llevando a cabo compulsiones o conductas rígidas y repetitivas.

Por ejemplo, pongamos que la persona entra en su casa. En este contexto, escucha un sonido que viene de la escalera. Entonces aparece un pensamiento repetitivo que es algo así:

“No estoy seguro de que esté la puerta bien cerrada y algún indeseable podría intentar entrar”

Entonces, siente una gran ansiedad, y para tratarla de eliminar, emprende los rituales, comprobando una y otra vez que la puerta está cerrada.

Esta comprobación podría ser tanto observable -por ejemplo, la persona iría a comprobar el pestillo-, como no observable -por ejemplo, la persona recordaría una y otra vez el momento en que cerró la puerta-.

 

¿Qué porcentaje de éxito tiene el tratamiento del TOC?

 

Como decíamos, hasta los años sesenta no se había avanzando mucho en el desarrollo y aplicación de tratamientos efectivos , y el porcentaje de fracaso era de un 80%.

En la actualidad, la situación es inversa, es decir, el éxito en el tratamiento psicológico del TOC es de entorno el 65% y el 85%.

 

Véase Vallejo (2001) para una revisión de la eficacia de los tratamientos psicológicos.

 

¿Cuáles son los últimos avances en el  Tratamiento del TOC?

 

Está siendo cada vez más notable la evidencia empírica del potencial terapéutico de la Terapia de Aceptación y Compromiso para el tratamiento del TOC.

Los resultados muestran que la intervención basada en la Terapia de Aceptación y Compromiso de solamente ocho horas de duración, da lugar a una disminución clínicamente significativa en las compulsiones así como a cambios positivos en otras medidas.

A %d blogueros les gusta esto: